El Corte

Es entrar al Corte Inglés
y servirme chupitos de Martini
aderezado con cerezas
y una generosa infusión de preparado de ayahuasca.
Allí, en la sección poesía,
me encuentro con Marwan
que me dice: Amigo de la infancia
¿Puedo chupártela un poco?
Y añade: Porfa, mi padre es Palestino.
Ya dentro observo tebeos
y cuento lo que hay en el monedero.
Me faltan 55 céntimos para el Rorschach de Alan Moore.
Digo adiós a la asistenta.
¿Hoy no te llevas nada?
Sí, cariño, me llevo tu cariño.
Ay, nuestro poeta, no te mueras nunca, me dice
mientras me informa de que mi libro no les llega.
Ya, digo, encendiendo un habano
en el propio establecimiento.
La vida es un multicines, añado.
Espera, dice su acompañante,
me voy a anotar esa frase para mi blog.

.

Comments are closed.