Notas facebookianas de mediados de septiembre de 2017

Un partido de fútbol para mí siempre significaba inaugurar el segundo toque de balón, tras sacar del medio del campo, con cierta gracia. Un pase atrás lleno de sutilidad (me viene a la cabeza Schuster). Lo demás para mí era ver correr a los demás. Qué tíos más zumbaos. A mí no me digáis nada, ...