El espesor de la niebla

0 No tags Permalink

Más allá del espacio que concede visión entre la niebla las sombras del atardecer maúllan y en su estómago las moscas se esfuerzan sin demasiado éxito en la búsqueda de una salida. El río que viene a dar a una piedra de mármol es una varita de hielo que atiza la cabeza de quien no saluda antes de hacer uso del manantial más cercano y ...

Ana (4)

0 Permalink

Lo primero que necesito para iniciar el día es besar tu frente. Pareciera construida con maneras de cristal y algo de cera. Al despertar tú te invito a café ¿Por qué se me olvidaría dejarlo preparado ayer? No te preocupes por mí, cariño. Necesito abrazarte, cerrar los ojos y que el vuelo de ciertas aves atice una buena sacudida al despertador. Tú haz lo que ...

El ibis eremita

0 , Permalink

Los cadáveres de pájaros que acumulo cual tesoro en el hornillo son escarcha agradecida para el reseco de mi corazón. No todos los días existe para mí la ocasión de comer flores. Estaría haciéndolo a cada minuto. Cuando vomito veo nubarrones que, de golpe, se separan dejando un cielo despejado sobre la mar en calma que sirve de preludio a mi serenidad mental. .