Ana (3)

0 Permalink

Mi mente es un ovillo de lana que la gata desplaza de un lugar a otro. En tus ojos vi los míos por vez primera a la vez que por última vez. Me dejé caer en tus brazos y, desde ese entonces, viajo el resto del camino con alas de vencejo rotas creciendo en mi espalda. Mi pico es el presentimiento de un ataúd donde ...

Ana (2)

0 No tags Permalink

No puedo ver tu cuerpo dormido, esperando despertar rodeado de un manojo de verdeles que, en principio, yo destinaba a procurar guisos. Puedo ver tu alegría de la mano contigo frenar un autobús y subir y recorrer la ciudad hasta retornar al punto de inicio. Quisiera besar tu pelo rodear de árboles los días siguientes y esperar tumbado en una explanada la noche en la que te meces en mí para ...

Ana

0 No tags Permalink

Tus ojos son la aceituna que se deshace en mi boca. Su hueso es una cintura por la que regreso a escupir universos enteros. Tu vida es el molde con el que un niño de tres años bautiza mi vida cerebral y hace a sus anchas. Tu nombre es mi química. Mis neuronas tu visita. Estoy encerrado en una cárcel sin barrotes y, desde fuera, ese ...