La baba final

0 No tags Permalink

Quizá el fin de la página es la espera de mi seso el cerebro se abre al pronunciar la última erre. Una mampostería turquesa inicia a saludar el eclipse en donde mi sombra da charlas en púlpitos universitarios consciente de mis calzoncillos sucios. La resonancia de mi palabra elude el pensamiento que es, en sí, la resonancia por antonomasia de todo lo que calla aquel cerebro que se cierra ...

La soga del alma

0 Permalink

Los indios miraban la hoguera el preparado de Soga para el alma había fabricado en mí el efecto de ver bajo esas cenizas diminutos seres que, poco a poco, iban creciendo hasta adherirse al resplandor de la llama. Era mi llamada última y primera a pertenecer a un mundo donde el primer síntoma era la arcada que desembocaba en una voz afín al desapego del planeta. .